Las películas que competirán en el Un Certain Regard de Cannes 2013

La semana pasada Thierry Frémaux, la gran cabeza pensante del Festival de Cannes, desveló la competición oficial de la edición de este año, en la que encontraremos cintas como lo nuevo de James Gray, Roman Polanski, Alexander Payne, Nicolas Winding Refn o Steven Soderbergh, entre muchos otros. Sin embargo, no solo hizo públicas las películas que competirían por la Palma de Oro, sino que, poco antes, hizo lo propio con las que estarán en la sección paralela Un Certain Regard, la reservada a las películas que buscan una mayor experimentación con el medio o se alejan de lo que entendemos como las más convencionales. El cineasta danés Thomas Vinterberg será el presidente de su jurado, y junto a esta noticia, supimos que The Bling Ring, lo nuevo de Sofia Coppola, sería la cinta encargada de inaugurar la sección, que contará con lo nuevo de Claire Denis, James Franco, Rithy Panh… Seleccionamos algunos de los títulos que la nutrirán (aún no está completa) para ir echándoles un vistazo:

Emma Watson lidera la banda de 'The Bling Ring'The Bling Ring, de Sofia Coppola
Podría competir por la Palma de Oro, pero ha sido finalmente encomendada -o relegada- a inaugurar Un Certain Regard. Lo nuevo de Sofia Coppola, The Bling Ring, promete. La directora, tan respetada como despreciada -es muy cool renegar de lo cool, digamos-, responsable de algunas de las más sensibles, contemporáneas y visualmente brillantes películas de los últimos años, nos cuenta ahora la historia real de un grupo de ladrones adolescentes que se dedicó en su momento a desvalijar las mansiones de celebridades de la talla de Lindsay Lohan, Orlando Bloom o Paris Hilton. Emma Watson y un reparto de jóvenes actores darán vida a la banda, a la que acompañarán cameos de Paris Hilton o Kirsten Dunst. La hija de Francis volverá a la Croisette, en donde ya se paseó con el estreno de María Antonieta (2006).

grand_centralGrand Central, de Rebecca Zlotowski
Tahar Rahim, habitual ya del festival, aparecerá este año en una de las cintas que competirán por la Palma de Oro: Le passé, lo nuevo del iraní Asghar Farhadi. Y Léa Seydoux, otra de las caras conocidas del certamen -y cada vez más fuera de él, ahora Wes Anderson mediante-, también: en La vie d’Adèle, de Abdellatif Kechiche. Y los dos actores protagonizan también Grand Central. La segunda cinta de la realizadora francesa consigue pasar el corte después de que la primera, Belle épine (2010), también protagonizada por Seydoux, consiguiera una buena recepción en la Semana de la Crítica, de donde formó parte. En Grand Central, en donde también aparece el habitual de los Dardenne Olivier Gourmet, asistiremos a un romance, el de los jóvenes, ambientado, y aquí la sorpresa, en la industria nuclear francesa.

manuscriptsdontburnManuscripts Don’t Burn, de Mohammad Rasoulof
El iraní Mohammad Rasoulof es el otro cineasta que en estos momentos cumple condena bajo el castigo del intransigente régimen de Mahmud Ahmadineyad. Junto a Jafar Panahi, el mandatario del país de Oriente Medio lo arrestó y condenó bajo cargos de conspiración contra el gobierno. Debido a su condición de privación de la libertad, Rasoulof, responsable de films como La isla de hierro (2005) o The White Meadows (2009), se ve obligado a rodar sus películas clandestinamente, como ya había hecho con su última película, presentada también en la sección que nos ocupa, Goodbye (2011). Este año ha conseguido colar en Cannes -no sabemos si en un pen-drive– su nuevo film, titulado Manuscripts Don’t Burn (Los manuscritos no arden). En él, dos hombres iraníes, una misión criminal y un cambio de planes. ¿Fijará las miradas del jurado?

130422l'image-manquanteL’image manquante, de Rithy Panh
No nos llegan muy a menudo noticias de la cinematografía camboyana. Un poco de historia: el cineasta Rithy Panh, originario de Phnom Penh y nacionalizado francés, se escapó de los campos de trabajo que el gobierno de Pol Pot y los jemeres rojos fundó en toda la geografía del país indochino para mantener a raya el régimen totalitario que aplicaba sobre su pueblo. Su filmografía ha conseguido colocarlo en un puesto privilegiado en el cine mundial, consiguiendo que una de las suyas (La gente del arrozal, 1994) fuese la primera película camboyana en competir por la Palma de Oro, y que uno de sus documentales (S21: La máquina roja de matar, 2003, sobre las atrocidades cometidas por el gobierno del que pudo huir) tuviese una gran proyección más allá del certamen francés. Ahora llega con L’image manquante (La imagen que falta), con la que volverá a hurgar en el horror acaecido en su país.

miele-valeria-golinoMiele, de Valeria Golino
Este año, las películas dirigidas por actrices convertidas en realizadoras tienen una gran exposición en el festival. Si por la Palma de Oro compite Un château en Italie, de la francoitaliana Valeria Bruni-Tedeschi, en Un Certain Regard está el debut tras las cámaras de Valeria Golino, la actriz que nos deleitó con lo mejor de Respiro (Emanuele Crialese, 2002), y que ya había dado incluso el salto al cine norteamericano apareciendo en títulos prominentes como Rain Man (Barry Levinson, 1988), Leaving Las Vegas (Mike Figgis, 1995) o, agarraos, las dos entregas de Hot Shots (Jim Abrahams, 1991-1993). En su debut como directora, Miele, narrará la historia de Irene (Jasmine Trinca), una mujer que se las arregla para abrirse paso entre la vida día a día. Que haya sido seleccionada por Frémaux ya es, como mínimo, garantía de calidad.

as-i-lay-dyingAs I Lay Dying, de James Franco
James Franco ha conseguido lo que pocos se esperaban: que algo tan, tan importante como el Festival de Cannes se tomase en serio su hiperactiva vena creativa. Hace unos meses nos preguntábamos qué demonios pasaba con James Franco, ya que el actor no paraba de embarcarse en proyectos, desde instalaciones artísticas, hasta protagonizar blockbusters y dirigir un puñado de películas. Una de ellas era esta, As I Lay Dying, la adaptación de la innovadora obra de William Faulkner sobre la muerte de la mujer de un humilde granjero de Mississippi y su búsqueda por parte de la familia, contada mediante la técnica del flujo de conciencia. Y junto a él, en la interpretación, estarán Richard Jenkins, Logan Marshall-Green, Danny McBride, Ahna O’Reilly, Tim Blake Nelson o Jim Parrack. ¿Estará Franco a la altura del contenido del certamen?

130422norte the end of historyNorte, The End of History, de Lav Diaz
El cineasta filipino Lav Diaz es, junto a Brillante Mendoza o Raya Martin, uno de los que goza de mayor proyección mundial y mejor representa la cinematografía de su país. Sin embargo, la condición hiperexperimental de su obra la convierte en algo únicamente disponible en festivales, y, sobre todo, para espectadores con la mente (muy) abierta. Sus películas más conocidas tienen una duración casi inabarcable: Evolution of a Filipino Family (2005) dura más de diez horas, Death in the Land of the Encantos (2007), nueve, y Melancholia (2008), más de siete. Con Norte, The End of History, -que solo dura cuatro horas- volverá a adentrarse en las entrañas filipinas, y viaja por primera vez a Cannes, en lo que supondrá el extremo experimental del Un Certain Regard.

lesalauds2Les salauds, de Claire Denis
Sorprende un poco que Claire Denis, una de las firmas autorales más respetadas del país vecino, se encuentre este año en la categoría de Un Certain Regard. Responsable de cintas como Chocolat (1988), Buen trabajo (Beau travail) (1999) -que incluso aparece en la reciente lista de Sight & Sound de las mejores películas de la historia- o su más reciente, la notable White Material (aquí, Una mujer en África) (2009)-, Denis vuelve este año con Les salauds. En ella habla en plata -su título es Los cabrones– sobre una mujer (Chiara Mastroianni) cuya vida se derrumba, y a quien ayuda su hermano capitán de avión (Vincent Lindon) en su intento por vengarse del que, según ella, es el causante de sus grandes males, un poderoso hombre de negocios que un día fue cercano a ellos.

fruitvale-stationFruitvale Station, de Ryan Coogler
Fruitvale Station (que hace tres meses se conocía solamente como Fruitvale) fue la gran triunfadora del pasado festival de Sundance. La cinta, la ópera prima del californiano Ryan Coogler, se llevó el Gran Premio del Jurado de Sundance e incluso el Premio del Público. La película trata la controvertida historia real de Oscar Grant, un joven afroamericano al que un policía disparó por la espalda tras ser detenido por participar en una pelea, y cuenta con las interpretaciones de Michael B. Jordan o la oscarizada Octavia Spencer. Y hablando de Oscars, los Weinstein ya están tras ella, así que, probablemente, aparecerá en los del año que viene. Habitualmente, hay un título de Sundance que se cuela en el Un Certain Regard (las últimas, Blue ValentineMartha Marcy May Marlene y Bestias del sur salvaje), y este año, es este.

130422omarOmar, de Hany Abu-Assad
La noticia de la nueva película de Hany Abu-Assad, el responsable de la estupenda y premiada Paradise Now (2005), aquel retrato del desconcierto generado por el terrorismo en el conflicto palestino-israelí, no es solo agradable cinematográficamente hablando. Omar, su cuarta película, es la primera de la historia que está completamente financiada con dinero palestino, sin ayuda de otros países que, hasta la fecha, han venido apoyando las creaciones culturales del territorio acosado por Israel. Tras su fallida incursión en el cine norteamericano con The Courier (2012), Abu-Assad vuelve a su tierra natal con la historia de tres jóvenes habitantes de Cisjordania, amigos desde la infancia, cuyas vidas se ven afectadas por el amor de una mujer y la continua lucha de su pueblo por la libertad.

wakoldaWakolda, de Lucía Puenzo
La última película en ser añadida a la selección de la categoría es también la única en todo el festival que tiene participación española. La cineasta argentina Lucía Puenzo, hija del reputado director y productor Luis Puenzo, vuelve al certamen donde se dio a conocer llevándose el Gran Premio de la Semana de la Crítica por su estupendo debut XXY (2007) con la adaptación de su propia novela basada en hechos reales, Wakolda. En ella narra la historia de una familia argentina, en el verano de 1959, que conoce un médico alemán en la región más desolada de la Patagonia. El tal médico no es otro que Josef Mengele, el médico nazi que sometió a los detenidos en los campos de concentración a horribles experimentos, que despertará diferentes emociones en la familia, y sobre todo, en la hija pequeña, Lilith. Mengele está interpretado por el catalán Álex Brendemühl, al que acompañan Natalia Oreiro o Diego Peretti.

Los otros títulos que estarán en la sección serán los que nos traen otro cineasta filipino, Adolfo Alix Jr., Death March, uno francés, Alain Guiraudie, L’inconnu du lac;, y uno kurdo-iraquí afincado en Francia, Hiner Saleem, My Sweet Pepperland; y los que nos traen otros debutantes –Bends, de la chinobritánica Flora Lau, Sarah préfère la course, de la canadiense Chloé Robichaud, La jaula de oro, del mexicano Diego Quemada-Díez y Tore Tanzt, de la alemana Katrin Gebbe-. De esta sección suelen ser muy agradables las sorpresas que vienen de los cineastas desconocidos, así que dejaremos esta parte a la imaginación. Sin embargo, Cannes no se acaba aquí: mañana mismo se dará a conocer la selección de la Quincena de los Realizadores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s